No basta con estar presente en el mundo virtual

Hoy día escuchamos por doquier que si no tienes una página web no existes, porque todos los negocios deben tener presencia en Internet, ya que la mayoría de los usuarios se está migrando al comercio electrónico. Así que, no cabe duda acerca de la necesidad imperiosa de estar en el mundo virtual, pero la tarea va más allá de tener un portal y mostrar lo que somos y hacemos.

Se imaginarán entonces los millones de negocios y organizaciones presentes en Internet, es como mirar al cielo en una noche estrellada, unas brillan más que otras pero cómo sabrá nuestra población objetivo que allí estamos, que nos visiten porque tenemos lo que requieren. Para ser visibles hay que comprender el funcionamiento de ese mundo virtual, pero también aprender sobre el comportamiento de los internautas.

Por una parte, sabemos que nuestros portales están flotando en un universo paralelo, son muchos en la misma condición, no obstante, tenemos un nombre único, no es posible una repetición a nivel de url o dominio, es nuestra identificación y es la que tenemos que hacer brillar. Ahora viene la pregunta cómo lo hacemos?

En este punto, debemos tener en cuenta a los internautas, cómo se relacionan con ese mundo virtual y cuáles son sus preferencias. Sabemos que existen motores de búsquedas, siendo el más famoso Google, aunque existen otros que tampoco se deben subestimar. Lo cierto es que funcionan en base a lo que llaman palabras clave, es decir, el usuario coloca una combinación de palabras de acuerdo a lo que les interesa, y el motor seleccionado trae como resultado aquellas web que coincidan con esos parámetros.

Es de suponerse que vendrán muchas opciones, entonces cómo aparecer en los primeros lugares? Se puede pagar al motor de búsqueda contratando alguno de sus paquetes o cumpliendo las reglas que ellos estipulan, a esto último se le conoce como SEO natural, que no es otra cosa que llevar a cabo buenas prácticas como tener una web prolija y mantenerse activo.

Para mantenerse activo hay estrategias que garantizan un comportamiento ideal, lo que puede ser materia para otra publicación, pero podemos tomar un atajo contratando a agencias de marketing digital que se hayan especializado en ello.

Otra forma de promover nuestra web es a través de las redes sociales digitales, y aunque no lo creas, combinando con medios de comunicación convencionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *